Consejos de verdad.

Familia. Curiosa palabra, verdad…¿? Parece que suena a unidad, fraternidad, afectividad… O como la expresión de ‘estar por casa’, es decir, cómoda. Hay familias, que digo… Hay millones de ellas repartidas por el mundo. La familia no es algo de lo que se hable siempre. Yo no suelo hablar mucho de ella. El motivo porque no me gusta, pero si me preguntan contesto con tranquilidad. Mucho nos regañan los adultos cuando hacemos las cosas mal y nosotros decidimos enfadarnos porque no nos dejan en paz: Que te quedes quieto… Que te vas a caer… Pero lo que más me puede fastidiar es cuando ellos se equivocan y tú no puedes decir nada al respecto. Tengo derecho a conocer a mi familia… Si realmente os importo solucionaríais este situación. Porque lo único que hacéis es murmurar y fingir delante del que criticáis, sin contarle la verdad, solamente intentando ser neutral… Yo no estaría de parte de nadie, yo haría pensar a las dos personas que tienen el problema… Pero claro, estamos enseñados en que las cosas lo tienen que hacer los demás… Y eso de ceder, no todos sabemos hacerlo, verdad…¿?
Tengo muchos derechos pero lo peor de todo es que nada ni nadie va a cambiar…
Cómo luchar e ilusionarse con una familia así…¿?
Posdata: Hoy me ha dolido...


Comentarios

Entradas populares de este blog

Me has seducido.

Sensible. Espumoso. Intenso.

Difícil de creer.