Entradas

Mostrando entradas de octubre, 2012

Pesadilla auténtica.

Imagen
Cuando un alma está perturbada, solamente hace falta mirarle a los ojos. Ahí se reflejan las ventanas del alma. 
Las penas siempre están puestas en nosotros. Siempre causan molestias y pérdidas de tiempo, pero existen tipos de penas. Aquellas que son pasajeras, porque ha sucedido una circunstancia imprecisa. Otras que son impacientes, porque siempre están ahí pero nunca consigues enfrentarte a ellas. Y por último, las penas vividas,esas son las que dejan marcas en el corazón. Dan señal de que has vivido desgracias de este mundo, de esta realidad, que desafortunadamente es demasiado veraz. 
Los tormentos, las rayadas de cabeza- como llamamos a nuestros pensamientos agobiantes- y los dolores molares... Si no dotas de una característica en particular, no podrás observar lo que cada persona lleva consigo. Lo que cada persona intenta no recordar cuántas cosas debería dejar de hacer por el mundo y por los demás. Es triste. No se puede pedir compasión a un mundo que no es compasivo. El mundo l…

Hasta aquí, llega la DESTRUCCIÓN del ser humano.

Imagen
¿Sabes por qué existe el mal en el mundo? Porque tú decides actuar y eso conlleva consecuencias.

Gritar al prójimo, solo es señal de impotencia, de descontrol. Insultar, es lo evidente, lo que se utiliza cuando no existen argumentos contra esa persona. Meter el dedo en la llaga, es matar lentamente el corazón de alguien que confió en ti. Lo que tienen en común esas tres cosas... Es que deciden hacer daño, sin importar lo que le afecte al otro. He tenido la desgracia de convivir con personas que atacan a los demás. ¿Por qué? Porque se aburre, quieren divertirse, quieren vengarse o, simplemente, quieren molestar a los de su alrededor. He tenido que escuchar cosas injustas. He mantenido la boca cerrada. He perdonado por esos errores de antiguos amigos, ¿por qué? Porque no pierdo el tiempo en odiar a nadie. No pierdo el tiempo pensando qué hice mal. No pierdo el tiempo en fastidiar a los que quiero... ¿Por qué? Porque amar es siempre mucho más sano que odiar o matar.

Es cierto, que hoy en…

Por algo se empieza.

Imagen
Cuando alguien habla del sufrimiento, no habla con la boca grande.
¿Por qué lo sé? Porque no es plato de buen gusto, contar los sentimientos más profundos de nuestro ser. A nadie le gusta dar pena o que se compadezcan de él. Al contrario, mantiene el sufrimiento en silencio y con ello forja un carácter y unas expectativas hacia la vida, hacia todo aquello en lo que cree. Todos llevamos un peso que nos hace caminar día a día. Puede ser cualquier cosa una familia, una cruz, una persona enferma... Cualquier motivo es suficiente para mantenerte día a día. Para sentirte orgulloso por saber que tú puedes cambiar las cosas. ¿Cómo? Utilizando una buena actitud. Unos buenos métodos. No todo está a nuestra alcance, pero lo mínimo que podemos hacer es darlo todo por aquello en lo que queremos. Por aquello que merece la pena vivir. Por aquello que nos hace invencibles y nos distingue del resto.
Si decides enterrarte en vida y conformarte con las pocas novedades, allá tú pero nunca reproches nada …

Nunca digas nunca.

Imagen
A mí nunca me dijeron que me rindiese, que tirase la toalla. Nunca me enseñaron que la vida solamente, se vive una vez. No me mostraron esas ganas imponentes de salir al exterior y mostrarle al mundo lo que vales, quién eres y que eres capaz de dar lo mejor de ti mismo. Nunca me detuvieron para vivir. Nunca me prohibieron disfrutar de lo que es ser joven. Nunca me dijeron que las penas ocupan todo tu tiempo. Nunca me mostraron que la vida sin errores, no es vida. Nunca me negaron que la realidad es mucho peor que la irracionalidad. Nunca me prohibieron que me ilusionara, que creara metas, que realizara proyectos, sueños, metáforas, cuentos y dramas. Nunca me había parado a pensar lo que significa ser adolescente. Ser joven. Nunca me había levantado con tantas ganas de comenzar un nuevo día y superar de una vez por todas, todo lo pasado. Nunca había tenido ganas de contagiar al mundo de la gozada que es vivir y sentirte vivido. Nunca había dicho que mi vida fuera perfecta pero que mere…

Ag.

Imagen
Hay cosas que no soporto. Comentarios hacia mi persona. Sobre todo, de algunos a los que aprecio y quiero. Me sueltan verdades a mi cara, me reprochan. ¿Por qué? Porque ven la solución clara, pero para llegar hasta ahí hay que hacer muchas cosas y no puedo cambiarlas. Mi vida, obviamente, no es igual a ninguna. Puede ser parecida, pero no igual. Tengo muchas complicaciones. Estoy viviendo cosas que no se viven en una vida normal. Hago cosas que no son propias de mi edad. Tomo decisiones que no se suelen decidir a nuestra edad. Tengo que ser más responsable, de lo normal. Tengo que estar al corriente de las consecuencias que llevan mis actos. Tengo que mantenerme al margen y callar, como hago siempre. Tengo que vivir mi realidad, porque hay realidades que no se pueden cambiar, simplemente, porque no soy quién para cambiarlo. Parece que la única palabra que conozco es ''tengo que'', es cierto, mi vida se basa más en obligaciones que en diversiones. Me arrepiento de tener…

Qué es ser... Adolescente.

Imagen
Es ser feliz con lo poco que tienes. Es el comienzo del conocimiento sobre la realidad. Es el momento de las primeras experiencias. Es la confianza sobre lo que aún no conoces. Es el momento de hacer lo que dicta el corazón. Es el tiempo de motivaciones. Es la ocasión para equivocarse. Es la hora de mirar hacia delante y vivir día a día. Es el sufrimiento de la pérdida de personas queridas. Es el amor hacia uno mismo. Es las ganas de entregarte sin recibir nada a cambio. Es lo que nunca te esperarías. Es la fiesta de la vida. Es la flor de la juventud. Es el descubrimiento de tus aficiones. Es la toma de decisiones propias. Es el aprendizaje sobre los tropiezos matutinos. Es el momento de enamorarse. Es la hora de acomodarse. Es lo nunca descrito por el hombre. Es la lectura del pensamiento que decides forjar. Es el respeto por la belleza. Es el diálogo de distintas opiniones. Es el conocimiento ajeno a tus otros semejantes. 

Dicen que solo se vive una vez. Dicen que no hay que pensar …

A qué jode.

Imagen
A veces desearías tener a esa persona cara a cara. A esa persona que quiere quitarte tu sonrisa. Quiere hacer desaparecer tu alegría. Quiere provocar una reacción evidente pero tú decides, no darle esa satisfacción.
-Devuélveme mis cosas. *Devuélveme el tiempo que pasé contigo. -Devuélveme lo que te pido. *Devuélveme las ilusiones que destruiste. -Devuélveme lo que es mío. *No te devolveré nada. Porque nada de ti tengo, ni quiero. Devolverte tus cosas es algo material. -No me importa lo que opines. Yo quiero algo. Dámelo y me olvidaré de ti. *Jode  no poder  ser feliz verdad…¿? -Dame mis cosas. *Jode comportarse de esta manera y lo peor de todo, es que sabes que no  es lo correcto. -Olvídame. *Cállate, egoísta. Cállate y ten el valor de guardar silencio. No soy yo quien está de mal humor y tratando mal a quién estuvo a tu lado. A quién estuvo rezando. A quién solamente quería sacarte una sonrisa.  No reproches, ni hables mal de mi persona porque solamente, te estarás engañando a ti mismo.
Cuando…

Mundo.

Imagen
Regalar una oportunidad al mundo cuando él, nunca te lo ha concedido.
Sentirte más pequeña que un grano de arena. Al mismo tiempo, perdida entre olas de sonrisas y lágrimas actuadas. No dejaré al descubierto algo que es tan evidente pero que no lo hago por la experiencia que he llevado arrastras. No importa las veces que caiga. Yo volveré a levantarme. Volveré a sonreír. Volveré a ser feliz. Hay épocas y momentos, pero en esos momentos en los que pierdes la luz, comienzas añorar a unas personas a esas personas que nunca te dejaron, ni te dejarán. Los días para cada uno, son de manera diferente  Influyen factores, nubes, pensamientos, meteduras de pata, sueños, buen despertar... Tantas cosas son que por eso, todos somos diferentes y únicos. Pensamos cosas por nuestra experiencia, por nuestros gustos, por el valor que ponemos sobre las cosas que nos suceden. Por naturaleza somos confiados, pero a muchos, el tiempo y las malas jugadas han transformado a personas y hacen el mundo frío y co…

Contemos... Las cosas buenas.

Imagen
La infelicidad es algo muy común entre los humanos. La infelicidad te roba cosas. La infelicidad te hace perder las ganas de vivir. Día a día intento que sea mejor que el anterior, pero a veces es peor que el anterior. Mis expectativas hacia la vida parece que solamente, las pienso yo... Nos quedamos en el materialismo. En lo fácil. En la común. Mis pensamientos van más allá. Se manifiestan con malas caras. Con una mirada perdida. Con errores y desesperaciones. Con lágrimas que solamente ve la persona que las deja escapar.  Dejarse llevar por la amargura, te sentencias a muerte. A vivir una vida que no valorar, que no quieres... Esa no es manera de ser valiente. Puede que nunca te hayas enfrentado a una criatura feroz y repugnante... Puede que nunca hayas luchado entre fusiles y armas... Puede que si luches día a día por seguir hacia delante. Por seguir tu camino y superar dificultades. Por querer amar a todos tus semejantes y ayudarles en todo lo posible... VALENTÍA. No solo es una pal…