Expreso.

Volver a casa. Volver de viaje. Volver a sus brazos. Volver al anochecer. Volver a tu hogar.

El camino siempre es pasado. Tu mente solo ve la imagen de aquello que añora, aquello que ama, aquello que perdió. Una única cosa que quiso buscar y nunca encontró. Por miedo a dañar, por miedo a lastimar, por miedo a complicar, por miedo a exigir. Su silencio sobrepasaba fronteras, decía millones de palabras en un silencio. Era bien interpretado pero, al emitir un sonido de sus labios lo que era perfecto, se volvió insufrible. Las palabras duelen, hacen gracia, son románticas... Pero a veces las palabras se dicen sin pensar, sin aceptar, sin estudiar, sin valorar. A veces se pierde la verdad entre las palabras mal usadas, entre las páginas de un libro, entre el ruido de los coches... Vienen y van, pero no cumplen su cometido hasta que aceptamos esas palabras. Hasta que las valoramos. Hasta que jamás las olvidamos.
Todo lo expresamos con palabras, pero cuándo realmente hablamos de palabra. Cuándo decidimos expresar lo que sentimos. Cuándo queremos decir las cosas. Cuándo aceptaremos la verdad.

Posdata: Llego tarde pero tú ni siquiera llegarás, perdiste el tiempo hablando sin hablar y olvidando la verdad.

"Siente el miedo y hazlo de todos modos."

Comentarios

Entradas populares de este blog

Me has seducido.

Sensible. Espumoso. Intenso.

Difícil de creer.