Entradas

Mostrando entradas de enero, 2016

En ti.

Imagen
Todo está oscuro. No veo nada. Siento frío, aunque no corre el aire. Estiro los brazos y encuentro límite a la oscuridad. Hago fuerza hacia los lados y hacia arriba. Nada se mueve. Sigo haciéndolo y solo oigo el susurro de mis fuerzas. Siento que aquellas paredes empiezan a separarse y puedo ponerme de pie. Entonces, veo una luz a lo lejos. No parece una luz pequeña, sino grande y muy brillante. Corro hasta ella y la oscuridad me impide acercarme más. La luz empieza a tener forma. Eres tú. Eres la persona que tanto ha recorrido conmigo mi camino. Eres la persona que me ha escuchado llorar cada mal día. Eres la persona que siempre me ha animado a seguir, con solo una sonrisa. Eres la persona a la que tanto sufrimiento le he causado. Eres quien me dio alas para volar en libertad. Eres el Padre que siempre deseé. Eres el amor que nunca me defraudó. Eres el amigo con quien siempre discutí y me revelé. Eres la luz que ahora veo pasar y a la que no puedo tocar.

Mis ojos están llenos de lágri…

Sin rostro.

Imagen
Pensando en por qué pienso. Por qué necesito respuestas a todo. Necesito controlarlo todo y no es posible. La vida es puro azar, maravillosa y, a veces, desastrosa. Miro hacia un lado y no veo nada. Miro al otro y solo veo a personas vestidas de negro y sin rostro. Sus caras son muñones deshechos y mal vistos. Sus pasos son distantes y pesados. Si tuvieran ojos, estarían mirando el suelo porque caminan cabizbajos. Los veo avanzar sin desviarse del camino. Me acerco a uno de ellos y le rozo sin querer un brazo. Este no se inmuta. Empiezo a pasear entre ellos y no ven mi presencia. Mi vestido blanco no se ensucia por mucho que sus zapatos me pisen. Esas personas llevan sus propios atuendos, pero parecen que van vestidos de funeral. Sin querer, tropiezo con uno de ellos y me caigo en mitad del camino. Intento levantarme pero no puedo. Mis manos están clavadas en el suelo y no soy capaz de levantarme. Intento pedir ayuda pero mi boca no responde. Mi vestido comienza a ser negro. Mi cabell…